sello-empresa

Conocimientos básicos sobre los sellos para empresa

Los sellos para empresa son una herramienta utilizada para sellar o grabar los documentos importantes de su empresa con el fin de demostrar que el documento está certificado por el Consejo de Administración y acordado por el mismo.

El sello de la empresa contiene el nombre de la empresa, su año de fundación y la forma social de la misma. Se puede decir que viene a ser como la firma oficial de la compañía.

Algunos de los documentos en los que por lo general se utiliza el sello de empresa son: contratos de empleo y proveedores, actas de las reuniones de la junta directiva, arrendamientos, acuerdos o contratos de venta, documentos de préstamo, otros documentos de relevancia legal u oficial de la empresa.  

Cualquier empresa puede adoptar un sello de empresa, cambiarlo como mejor le parezca y utilizarlo según sea necesario, colocándolo, imprimiéndolo o reproduciéndolo en documentos. Esta decisión se toma generalmente en la reunión de alta gerencia, en la cual se determinará por regla general los datos del sello de empresa y dónde plasmarlo. El sello de empresa no es algo que sea obligatorio por la ley, pero es algo recomendado, ya que las compañías necesitan mostrar evidencia de veracidad, legitimidad e identidad empresarial.

A pesar de no ser exigido por la ley, muchas compañías, sin embargo, todavía eligen usar un sello ya que representa una legitimidad, e incluso algunas circunstancias pueden dictar que un sello es requerido. Esto es especialmente verdadero cuando la empresa debe tratar con clientes extranjeros.

Los sellos de la empresa siguen siendo un requisito legal en cientos de jurisdicciones en todo el mundo. Cualquier empresa involucrada en transacciones internacionales sería bien aconsejable usar un sello de la compañía en los documentos oficiales. En muchos países, un abogado puede no reconocer la eficacia de un contrato legal que no ha sido debidamente sellado con el sello oficial de la compañía. Además, la mayoría de las jurisdicciones todavía reconocen la legitimidad de un documento oficialmente sellado.

La profesión legal en Europa tiende a ser bastante tradicional y todavía se celebran y ligan muchos documentos legales con cinta legal y sello. Además, puede ser más conveniente que un único representante de la compañía esté debidamente autorizado para usar el sello. Esto reemplaza la necesidad de dos firmantes autorizados.

El sello de empresa, para uso primordialmente en asuntos legales u oficiales, debe contener datos de la misma tales como razón social, CIF, NIF, información de contacto.  El sello de empresa con logotipo es más recomendable para documentación que se dirija a proveedores o clientes, ya sea actual o potencial.


Deja un comentario